Desde allí, Diarco entregó 3 llaves: una para Tinelli, una para Chato Prada y otra para Fede Hoppe. Y aseguró: “Acá me quedo hasta que alguien me atienda el teléfono”.

“Yo sé que es una locura pero me juego la última carta por cumplir mi sueño”, publicó Diarco, en una historia de Instagram .

Mariana-Diarco 1.jpg

Cuando Marcelo Tinelli se enteró de esto, publicó en su cuenta de Twitter: Encadenada al obelisco??????”.