Darío Barassi sufrió un episodio de inseguridad que modificó totalmente su día. Bajo sentimientos de bronca e impotencia, el actor hizo un fuerte descargo en su cuenta de  Twitter y contó lo mal que la pasó.

“Esquina, trapito, le digo que no porque mi máquina estaba recién salida del lavadero. Se altera, me empieza a pegar en los vidrios. Heavy. Pero uno está acostumbrado… Muy mal acostumbrado”, inició Barassi sobre el primer acontecimiento que le tocó vivir.

“No sé cómo… Pero desde atrás entro un pibe, flaco (envidia) ágil (envidia) y me robó mi celu nuevo… Grité ‘no’ e intenté bajar del auto, pero al pedo porque el pibe ya estaba a 25 km y lo mío no es correr”, continuó.

Y luego reflexionó sobre la situación del país: “Pobreza extrema, violencia, inseguridad, delincuencia… Qué agotador vivir así, y lo peor es que desde hace años nos venimos acostumbrando, se toma con normalidad. Grave error. Uno putea, se quiere ir del país, pierde las esperanzas y la paciencia… ¿Dónde termina esta realidad?”.

Además, el humorista decidió darle un consejo al delincuente que le arrebató su teléfono y a la persona que le golpeó sus vidrios: “Al pibe que me robó… Véndelo y por favor comete un asado con tus amigos y que sea una noche inolvidable. Si la vida y este presente te ofrecen alguna oportunidad de estudiar o trabajar no la dejes pasar por favor, es más complicado ese camino pero mucho más digno y gratificante”.

Y concluyó: “Al trapo que me cago a piñas los vidrios, que un rato te duele la mano papá, y después deseo que puedas calmar la calentura y angustia que tenés sin romperle el auto a este gordo… Te entiendo está difícil”.